La importante brecha salarial que existe entre el sector público y el privado

4
6509

Que el sector público ofrece estabilidad y unas condiciones laborales atractivas no es algo nuevo. Lo que sí es noticiable es el resultado de la Encuesta de Población Activa realizada por el Instituto Nacional de Estadística sobre los salarios y la brecha salarial que existe entre los empleados de las administraciones públicas y los de la empresa privada. El dato es revelador: un funcionario gana 1.066 euros más que un asalariado en la empresa privada.

Mejor sueldo y mejores contratos

Además de la brecha salarial, también hay diferencias en cuanto a las condiciones laborales en general. Según el Instituto Nacional de Estadística, solo un 21,1% de los trabajadores del sector privado recibió una retribución alta: es decir, un sueldo de 2.295,2 euros o superior. Sin embargo, en el Empleo Público esta cifra se eleva al 63,7%. El salario medio bruto en el sector público alcanzó los 2.884,7 euros en 2020, mientras que en el sector privado se situó en 1.818,6 euros.

Apenas un 6,3% de los funcionarios percibe un salario inferior a 1.336, 6 euros. Sin embargo, en el ámbito privado hay un 36,1% de personas que se identifican con este rango salarial.

En el tramo intermedio, es decir, desde los 1.336,6 euros hasta los 2.295,2, encontramos un 42,6% en la empresa privada y un 29,7% en el sector público. En este último están incluidas todas las Administraciones Públicas, así como las empresas públicas, y tanto los trabajadores adscritos a mutualidades como los que cotizan a la Seguridad Social.

Datos aportados por el Instituto Nacional de Estadística

Tal y como refleja en su informe el INE, esta mayor concentración de salarios elevados en el sector público viene determinada por el mayor porcentaje de asalariados con estudios superiores, el tipo de ocupación desempeñada, el menor peso del trabajo a tiempo parcial y la mayor antigüedad. Por tanto, la brecha salarial es directamente proporcional a las condiciones de contratación.

Este estudio refleja los ingresos obtenidos en el año 2020 y ha tenido en cuenta los ingresos percibidos por ERTE de los trabajadores que estuviesen es esa situación.

Además, tal y como puede apreciarse en esta tabla, desde 2015 hasta el 2020 el incremento salarial ha sido mucho más elevado en el sector público que en el privado.

Sueldos brutos en euros201520162017201820192020
Total1.893,71.878,11.889,01.944,41.982,32.038,6
Asalariado sector público2.586,22.623,52.598,42.654,42.760,92.884,7
Asalariado sector privado1.720,01.694,21.719,71.772,01.796,91.818,6
Datos aportados por el Instituto Nacional de Estadística

Como conclusión, la brecha salarial entre el empleo público y el privado es más que evidente. Te animamos a que compartas tu caso con nosotros en esta misma noticia, si este tema te resulta interesante. Además, te recomendamos que eches un vistazo a este artículo sobre el sueldo de los funcionarios.

4 COMENTARIOS

  1. Me parece increíble que un empleado público que lo pagamos todos los trabajadores, se lleve para su casa sobre 1000 euros más que un trabajador con la misma categoría en la empresa privada.
    Señor@s politic@s queda mucho que solucionar.

    • Hola Agustín, en este sentido tal vez no sea la Administración la que otorgue más beneficios de la cuenta, sino la empresa privada la que otorgue menos. En muchas ocasiones hay personas que no están en la empresa privada en la categoría que se corresponde al puesto que a efectos prácticos desempeñan. En otras ocasiones, simplemente perciben un salario inferior. En el Empleo Público el trabajador percibe exactamente lo acorde al puesto y al Estatuto de los trabajadores.

  2. Cristina, en un mundo ideal eso sera lo normal y es lo adecuado. Pero esto es el mundo real y lo que no puede ser es que, en un pais de pobres tengamos funcionarios ricos. La comparación es exagerada pero da una visión clara de lo que intento exponer. El Gobierno (de cualquier signo político) no puede ser ajeno a la realidad salarial de los que sustentan el Estado, y por tanto, el sueldo del empleado público no debería estar por encima del sueldo de un empleado privado. Lo que se esta haciendo es comprar votos con el dinero de todos. Los gobiernos deben reducir los costes salariales e intentar establecer mecanismos para que se repercutan en los salarios, y consecuentemente subir los públicos en consonancia.

    • ¡Buenos días! En ese sentido, te insto a plantearte si no es tal vez al revés. El Estado ofrece los salarios acordes a los puestos, según la categoría de cada uno. Se suben con el IPC y con la antigüedad. Humildemente, no generalizaría y no me referiría a todos los funcionarios como “ricos”. Lógicamente los altos cargos, por su puesto, tienen un salario acorde. La cuestión está en que en la empresa privada a menudo se contrata a personas licenciadas pero la remuneración que perciben es la de categorías inferiores, como “administrativo”. O se les hacen contratos parciales. Como en el empleo público esto no ocurre, este es el resultado de las estadísticas, que muestran una degradación del empleo en la empresa privada, y por eso existe esta brecha salarial. En el empleo público una persona percibe el salario que tiene que percibir acorde a su puesto y sus funciones. Si ejerce un puesto de C1 no va a percibir el sueldo de A1. Y tampoco ocurre a la inversa. Ni más, ni menos. En el sector privado existe la opción de cobrar menos, en la mayoría de los casos, y también de cobrar más. Los multimillonarios y ricos pertenecen a empresas privadas. Por tanto, esto se trata de que si una persona ha estudiado Ingeniería y ejerce como tal, en el sector público cobrará como tal y en el privado tal vez sí o tal vez no, y los resultados muestran que en muchos casos no.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí